fbpx
Cerrar

Atacama: Extractores ilegales esconden algas barreteadas en quebradas de difícil acceso para evitar incautaciones

Gracias a denuncias ciudadanas, Sernapesca detectó nuevo modo de operar de ilegales que incluso instalan clavos en la ruta para evitar los controles

Pese a que la veda extractiva de los huiros negro y flotador permanece vigente en las regiones de Atacama y Coquimbo hasta fines de este mes, el equipo fiscalizador del Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura de Atacama sigue sumando incautaciones de estos recursos en veda que son extraídos ilegalmente mediante la técnica del barreteo, donde ayudados de un chuzo o barreta extractores ilegales sacan la planta de raíz arrastrando con ella otros recursos marinos que subsisten con esta especie.

La última incautación se originó este miércoles al norte de Chañaral hasta donde llegó el un grupo de fiscalizadores de las oficinas de Caldera y Chañaral de Sernapesca tras ser alertados por denuncias ciudadanas sobre la presencia de huiro barreteado que estaba  escondido en quebradas para su secado. Así lo explicó el director regional de Sernapesca, Guillermo Mery, quien enfatizó además que los extractores ilegales operan de modo organizado instalando incluso obstáculos con clavos para evitar el paso de los vehículos fiscalizadores a estos lugares.

“Debido a un sinnúmero de denuncias que daban cuenta de algas barreteadas en quebradas del sector, de difícil acceso, se procedió a asistir al lugar dando con 5 mil kilos de huiro negro, que se encontraba diseminado por una superficie muy amplia, y se vio dificultado también por la presencia de tablas con clavos que claramente estaban destinadas a romper los neumáticos de los fiscalizadores”, sostuvo Mery, quien añadió que el recurso incautado fue avaluado en cerca de 4 millones de pesos según  su valor comercial.

La autoridad regional de pesca recordó que tanto el huiro negro como el huiro flotador son parte de un frágil sistema por lo que actualmente Sernapesca impulsa en el norte del país la campaña “Este verano paremos el barreteo” para generar conciencia sobre la importancia de un manejo apropiado de estos recursos naturales para que se mantengan en el tiempo y con él una tradicional actividad pesquera como es la recolección de algas.

“Esta campaña busca instalar en la ciudadanía el cuidado que debemos tener hacia los recursos marinos porque obviamente no son recursos que puedan durar por siempre sino que se agotan. El llamado es a tomar conciencia de lo que está pasando y respetar y denunciar”, enfatizó la autoridad regional.

La veda extractiva de algas pardas se extiende hasta el 28 de febrero en la región de Atacama por lo que hoy  solo es posible recolectar el huiro varado naturalmente y aquel incluido en un plan dentro de un área de manejo.

Las multas por incumplimiento de esta veda varían de las 30 a 300 UTM y Sernapesca dispone de la línea gratuita 800 320 032 para denuncias.

scroll to top