fbpx
Cerrar

Una joven se suicida tras descubrir que aparecía en “pack” de fotografías eróticas en FB y Twitter

Julissa tenía 19 años, vivía en Coauila, México. Vivía, porque hace algunas horas fue encontrada sin vida en su casa de habitación en la colonia (población) Miguel Hidalgo.

Hace algunos días fue víctima del “Pack de Monclova” un grupo de Twitter y Facebook, dedicado a comercializar imágenes eróticas de mujeres.

La joven decidió entonces cambiar su nombre en redes sociales a “Yakeliin Lira”. Buscaba de esta forma evitar el constante acoso en el que se vio inmersa luego de publicadas sus fotografías en la web.

El periódico mexicano Vanguardia cita a un familiar de Julissa, explicando algunos detalles previos a la tragedia recién vivida.

“Nos dimos cuenta porque en un grupo de Facebook pusieron capturas de los nombres de las mujeres que tenían fotos desnudas, la identificamos pero después borraron la publicación por la investigación que se inició”.

En efecto, las autoridades locales emprendieron una causa para dar con los responsables de la comercialización de estos packs de fotografías, en un hecho que ha marcado la vida de cientos de mujeres en otros países como el nuestro, donde se investiga al sitio Nido.org bajo las mismas circunstancias.

Al menos 300 fotos han sido publicadas en el mencionado pack. La cuenta del mismo en Twitter continuaba activa en las últimas horas, ofreciendo incluso una descripción de su infame oferta, en momentos en que una familia sufre la pérdida de un ser querido.

captura-realizada-el-2019-02-27-17-38-29

Si bien, no se sabe a ciencia cierta si Julissa se quitó la vida luego de su exposición pública, sus familiares notaron un cambio en su personalidad. La joven se había deprimido luego de los acontecimientos y aunque intentó seguir con su vida, tal parece que el peso fue demasiado grande para ella.

En tanto, la policía local se escuda en que, antes de recibir una denuncia, ya investigaban el caso y hasta reportan la captura de una persona sin revelar mayores detalles para no entorpecer las investigaciones.

“El delito que se comete no sólo es violación a la intimidad, sino también trata de personas”, declaraba un representante fiscal ante las consecuencias recientes.

Vanguardia.mx
Vanguardia.mx

 

scroll to top