fbpx
Cerrar

Programa Abriendo Caminos lleno de alegría a internos de la cárcel de Copiapó

logitoMotivo de celebración, y alegría donde pudieron compartir con sus hijos al interior del penal.

Enmarcado en el programa Abriendo Caminos del Ingreso ético Familiar, es que se desarrolló una visita a los varones que están privados de libertad y que son parte de la iniciativa del Ministerio de Desarrollo Social.

La instancia, está dirigida a los niños, niñas, y adolescentes cuyo adulto se encuentra recluido. El objetivo es poder brindarles el apoyo integral, con el fin de vincularlos a la red de oportunidades del Ingreso ético familiar.

Cabe destacar, que aquí se desarrolla un trabajo minucioso por los profesionales de la Universidad Santo Tomás, quienes desarrollan toda una estrategia de intervención por un periodo de 24 meses. El programa garantiza un Bono de protección, un Bono por Control Niño Sano, Bono por Asistencia Escolar, Bono por Logro. En el caso, de los últimos 3 bonos, son condicionados a los avances que tenga la familia en relación a garantizar los derechos de los niños.

¿En qué consiste el programa?

Busca apoyar psicosocialmente, para mitigar los efectos psicológicos, sociales y familiares que genera en los niños, niñas y adolescentes, la separación forzosa con un adulto.

En la actividad efectuada en el sector de escuela “Medardo Cano” del centro carcelario, los jóvenes que están privados de libertad entregaron algunos testimonios, en donde destacaban y valoraban el apoyo. Así fue el caso de Luis, quien se emocionó al momento de hablar de su experiencia. “Yo quiero agradecer a los tíos, porque a mí me ha servido mucho, yo antes pasaba castigado y ahora no. Me llevo bien con mi familia y eso es gracias al programa”, comentó.

El SEREMI de Desarrollo Social, Eric Ordenes, valoró el programa ministerial. “La separación forzosa de los integrantes de la familia, como la que se produce por efecto de la encarcelación de una persona, perturba las condiciones del sistema familiar para cumplir cabalmente con su tarea. Es ahí donde el Sistema de Protección Social cobra especial relevancia, porque al aumentar las condiciones de riesgo de los niños y adolescentes, se deben redoblar los esfuerzos por acerca a las familias a aquellos recursos y oportunidades que les permitan apoyar a sus niños, buscando el poder entregarles niveles máximos de bienestar”, precisó.

scroll to top